Últimas Entradas

viernes, 14 de octubre de 2016

¡Proletarios de todos los países, uníos!

POR EL 88 ANIVERSARIO 
DEL PARTIDO COMUNISTA DEL PERÚ
¡VIVA EL PARTIDO Y LA REVOLUCIÓN!

I. El Partido Comunista del Perú viene pugnando tenazmente por salir de la derrota desde la detención de su Presidente, el Presidente Gonzalo, Jefe del Partido y la Revolución, a quien extendemos nuestro más hondo y profundo sentimiento de clase y reconocimiento a su condición de más grande marxista-leninista-maoísta viviente. Y ante quien expresamos nuestro firme compromiso de persistir en la lucha por su libertad.

Es dentro de este largo proceso de 24 años que el Partido se desarrolla con éxitos y reveses, un éxito evidente ha sido el remontar y superar el desequilibrio. Ante este pequeño pero significativo avance en su desarrollo y vinculación con las masas, la facción más recalcitrante de la gran burguesía peruana montó una nueva ofensiva reaccionaria iniciada en torno al día de la captura. Esta se libra en todos los frentes y persigue el objetivo de destruir el Partido e impedir revolución.

De ahí que apliquen desprestigiar la revolución y a los revolucionarios pretendiendo aislar al Partido de las masas y de toda la sociedad. De ahí que distorsionen la realidad de que hace 24 años la guerra terminó y que en todo este período el PCP vive su IV Etapa de lucha política sin armas insistiendo en la libertad de todos sus dirigentes, militantes, combatientes y masas que participaron en la guerra popular marxista-leninista-maoísta, pensamiento gonzalo de los años ochenta, el más trascendente hecho de la historia de lucha de nuestro pueblo.

Conocido es y cada vez más comprendido que, además, el Partido sigue manteniendo su política fundamental de solución política, amnistía general y reconciliación nacional luchando por la libertad y la restitución de los derechos fundamentales y del pueblo, forjándose en medio de esta lucha para las jornadas por venir.

II. En esta nueva ofensiva reaccionaria contrarrevolucionaria convergen diversos intereses particulares, parte de los cuales aquellos que, una vez más, usan el fantasma del llamado “terrorismo” para zozobrar y alarmar a la población inventando un “resurgimiento” de la guerra, una condición de “peligro” o “amenaza” social, y con esto ocultan sus problemas internos y exigen demandas concretas al nuevo régimen.

El PCP denuncia el uso del justo y necesario homenaje de los familiares de los camaradas y compañeros asesinados en el genocidio de junio del 86. Treinta años después recordar, hacer memoria, memoria de clase, memoria del pueblo: El Estado peruano secuestró los cadáveres al día siguiente de los hechos y nunca los entregó a sus familiares, desperdigándolos por todo el país, los enterró secretamente con un NN en el nicho. El Estado ha mantenido los restos en cajas de cartón en los sótanos de la Fiscalía de la Nación luego de exhumarlos por disposición de la CIDH quien sentenció que se debe dejar de entrabar las investigaciones, los juicios y las sanciones. Los familiares han recibido solo pedazos de huesos de sólo 7 personas, y de su propio peculio han construido humildemente un lugar a donde ir a recordarlos. Son 250 asesinados en un solo día y solo han podido levantar 50 nichos, de los cuales llevaron solo 7 en honda esperanza de tenerlos por fin a todos en un santo sepulcro popular. El Estado tenía la obligación de enterrarlos, no lo hizo y peor, no dio un centavo. Los familiares acudieron al Comité Internacional de la Cruz Roja a rogar que les donaran cajones de sepultura y obtuvieron 7. Los familiares solicitaron a la Fiscalía la entrega de los cuerpos y recibidos solicitaron la exoneración de impuestos al Municipio para sepultarlos. Los familiares, sus abogados y amigos hoy están siendo perseguidos como si hubieran cometido un delito al enterrar a sus muertos.

Ayer demolieron el Pabellón Azul y el Pabellón Británico del Frontón y Lurigancho con los prisioneros políticos dentro, hoy pretenden demoler otro pabellón con los mismos prisioneros políticos dentro pero muertos.

¡Esto es un nuevo acto de barbarie que el PCP condena y repudia!

No es azar que así actúen cuando precisamente 30 años después de multitud de maniobras entrabadoras se lleva a cabo el juicio contra los responsables del más execrable crimen de la guerra contrasubversiva. El PCP denuncia que con esta manipulación perversa de los hechos del homenaje se busca encubrir y justificar. Encubrir el genocidio del 18 y 19 de junio de 1986 perpetrado contra 250 prisioneros de guerra, del cual eximen la responsabilidad del Estado en la política genocida aplicada en toda la guerra contrasubversiva, específicamente desde el ingreso de las Fuerzas Armadas en diciembre del 82. Justificar que estuvo bien cometer ese crimen porque eran “terroristas”, “violentistas” y “subhumanos”, que no merecen ni siquiera un lugar en la tierra para enterrarlos, esto lo vienen pregonando a través de sus medios de comunicación monopolizados sembrando una opinión pública a favor de los genocidas y en contra de los revolucionarios. Maniobra que también condenamos y repudiamos.

III. Tampoco es casualidad que precisamente se haya comenzado a ver el juicio oral sobre el genocidio de 41 prisioneros de guerra en el penal de Canto Grande. Juicio en el cual también se exime la responsabilidad del Estado en su política genocida. No fue un solo hecho contra las prisiones, fueron los cuarteles de Los Cabitos, de Totos, de Huancavelica, de Huánuco, del Mantaro, donde prisioneros que capturaban eran prisioneros desaparecidos o hundidos en fosas comunes sin nombre. Fueron los prisioneros de guerra del Pabellón Británico de Lurigancho en Octubre del 85 donde cañonearon e incendiaron dejando 30 asesinados en la propia capital. ¿Por qué ocultar esta política genocida del Estado peruano contra los revolucionarios? ¿Por qué eximir la responsabilidad de cada uno de los gobernantes de turno: Belaunde, García Pérez y Fujimori? Simple y llanamente para encubrir y justificar impunemente estos horrendos crímenes.

IV. Parte de esta misma nueva ofensiva reaccionaria es la persecución contra los ex prisioneros políticos que trabajan honradamente para llevar un pedazo de pan a su familia, montando campañas en contra de su reincorporación social a fin de que los expulsen de cualquier centro de labor. Se promueven modificaciones legales para excluirlos ya no solo de la docencia sino también de la administración y de los centros de salud o para prohibirles la continuación de sus estudios.

Han llegado al colmo de negar el más elemental derecho que asiste a una persona como es el tener un lugar de entierro, ensañándose en forma vil y abyecta con el Presidente Gonzalo, no les basta con tenerlo ilegalmente en el mayor aislamiento absoluto y perpetuo en una prisión militar hace casi 25 años y con 81 años de edad y se proponen hundirlo en el mar o en una fosa desconocida. Es que el Presidente Gonzalo sigue siendo ejemplo vivo de convicción inalterable en el marxismo-leninismo-maoísmo, en el Partido Comunista y la Revolución Proletaria Mundial. Papel que se hace más palmario cuanto mayor tiempo enfrente enhiesto e inquebrantable los más viles ataques de la reacción.

El Partido Comunista del Perú condena y repudia este protervo plan contra el Presidente Gonzalo y sale en su defensa firme y decidido de su papel histórico como el más grande marxista-leninista-maoísta viviente.

V. Con este mismo fin las fuerzas  más conservadoras  y retrógradas de la gran burguesía peruana han promovido nuevos juicios y anuncian como diez contra todos los dirigentes del Partido, impidiendo también la libertad de quienes ya cumplieron sus penas de 25 años para imponerles a todos cadena perpetua en todos los nuevos casos. Creen que de esta manera desprestigiarán la Revolución y los revolucionarios. No se trata entonces de justicia sino de odio de clase de los explotadores y opresores del pueblo, de los dueños del capital que no quieren perder sus insultantes ganancias. No se trata de justicia sino de otra maniobra política del Estado reaccionario.

¡El PCP condena y repudia esta nueva y abyecta maniobra de farsa de juicios y sale en defensa de la Revolución y los revolucionarios!

La revolución proletaria, el socialismo y el comunismo no son una utopía sino una imprescindible necesidad de los miles de millones de masas en el mundo, que viven cada vez más conscientes del carácter burgués y capitalista de este sistema que los hunde en la desocupación, la miseria y la negación más absoluta de derechos y libertades democráticas. Tarde o temprano en una sociedad de clases la revolución se expresará y veremos olas revolucionarias más altas que las que vivió el extraordinario siglo XX, siglo de la revolución socialista. Sueñan quienes creen que el marxismo ha caducado, el marxismo es la única arma ideológica, científica y verdadera que provee la comprensión de la lucha de clases, la construcción de la revolución y la marcha al socialismo. El largo camino recorrido de triunfos y fracasos ha alimentado a la revolución socialista con lecciones principalmente positivas y de los errores ha extraído verdades más altas a plasmar.

La reacción y el imperialismo se debaten en medio de una crisis económica mundial, la más grave y extensa del sistema capitalista en imperialismo y globalización. Y las potencias imperialistas traman una nueva guerra mundial de rapiña para repartirse el mundo nuevamente. Este panorama mundial de antesala de guerra hará madurar la Revolución Proletaria Mundial.

VI. En el Perú se vive un proceso de reaccionarización del Estado peruano derivado de la imposición del neoliberalismo capitalista explotador, y las fuerzas proletarias y populares pugnan por la restitución de los derechos y libertades democráticos conculcados. El camino del pueblo requiere avanzar basándose en sus propias fuerzas y en el poder de su organización, por eso es importante la movilización, politización y organización de las masas bajo las banderas del marxismo-leninismo-maoísmo como ideología universal y del pensamiento gonzalo como aplicación de ésta, arma ideológica, estratégica y específica.

La propia Constitución Política del Perú señala el derecho de las personas a participar individual u organizadamente en la vida política del país, así como también plantea que hay libertad de opinión y de expresión. ¿Por qué habría de negarse la acción política de los marxistas? El PCP apoya y defiende el derecho de las organizaciones clasistas y populares a participar en la vida política del país, asimismo la decisión de que estas organizaciones están abiertas al diálogo y a asumir compromisos en pos del ejercicio de sus derechos constitucionales y en beneficio del proletariado, del pueblo y de la sociedad peruana en su conjunto. ¡El PCP rechaza que se impida la participación política de los organismos clasistas y populares!

VII. En América Latina el Acuerdo de Paz en Colombia ciertamente marca un hito del cual el Perú no puede ser ajeno. Por un lado, el aspecto de la construcción de la paz ha estado en manos de un estadista con visión histórica y obviamente sin dejar sus intereses de clase, en manos también de Cuba y su posición actual, en manos del Papa latinoamericano además, y también en las manos de fuerzas internacionales democráticas. Pero, la fuerza decisiva estuvo en manos de los propios combatientes revolucionarios, quienes en un contexto complejo adoptaron decisiones complejas. El Acuerdo de Paz se suscribió y es una realidad, no obstante también allá las fuerzas ultrarreaccionarias se opusieron a la paz y pugnaron por impedirla llegando a manipular vergonzosamente la voluntad popular. Únicamente un 32% participó en el referéndum siendo la mitad, es decir un 16% el que habría decidido el NO. ¡Cómo puede aceptarse esto como realidad! Esto es a todas luces una falsa realidad, ¿un 16% de ciudadanos representa el todo de una nación? Imposible, pero esa manipulación se vende al pueblo como verdadera. Así actúan las fuerzas más recalcitrantes de la reacción. 

Y ¿qué pasó con el nuevo gobernante del Perú? Viajó a apoyar el acuerdo de paz de Colombia, viajó a China a negociar con el Partido Comunista de China y declaró ante el mundo: ¡Demoler el mausoleo y sacar a los comunistas de sus tumbas! Aunque hipócritamente agregó “con respeto”. También dijo: “Dios enseña a perdonar, debemos aprender a perdonar”, pero a los pocos días ordenó ¡Que no se permita la participación política de ningún comunista! Tan erráticas posiciones confunden a la opinión pública y persiguen los mismos propósitos de la facción contendora. De esta forma mantiene la política persecutoria sin fin del Estado peruano obtuso y antihistórico de oponerse a cualquier solución política, amnistía general y reconciliación nacional. Solo saben de represión, una vez más. 

¡El PCP rechaza y repudia la política represiva y persecutoria del nuevo gobierno!

VIII. El PCP ante esta nueva ofensiva reaccionaria que rechaza, repudia y condena, emplaza al Estado peruano, a sus voces más conservadoras y recalcitrantes a que abiertamente reúna a todos los marxistas-leninistas-maoístas, pensamiento gonzalo vivos, presos o muertos en un lugar de la tierra o del mar y que nos extinga juntos con cámaras de gas, pues a esto están llegando al mantener la misma política genocida de tiempos de guerra en tiempos de paz. Primero, estamos en contra, pero segundo, no le tememos y persistiremos puño en alto luchando políticamente por la clase y el pueblo.

Hoy más que nunca el PCP se reafirma en desarrollar su lucha política, guiado por el marxismo-leninismo-maoísmo, pensamiento gonzalo, asumiendo la política principal y fundamental especificadas para hoy.

¡VIVA EL PARTIDO COMUNISTA DEL PERÚ!

¡VIVA EL PRESIDENTE GONZALO, 
GRAN DIRIGENTE HISTÓRICO MARXISTA-LENINISTA-MAOÍSTA!

¡VIVA EL PARTIDO Y LA REVOLUCIÓN!


Octubre del 2016 

Comité Central
Partido Comunista del Perú

jueves, 6 de octubre de 2016

COMUNICADO
Al PARTIDO COMUNISTA DEL PERÚ


Un afectuoso saludo a todos ustedes.

Hace 30 años el profundo odio de clase de la gran burguesía encabezada por el entonces Presidente de la República, Alan García Pérez, cobró venganza masacrando a 250 revolucionarios dentro de las cárceles de El Frontón, Lurigancho y el Callao.

Hoy con el mismo odio de clase pretenden demoler un Mausoleo y echar de sus nichos los restos de 7 cuerpos recientemente recuperados por sus parientes tras décadas de lucha con el decidido apoyo del pueblo peruano.

Aquel genocidio sigue en la total impunidad con el silencio cómplice de los medios; que se han soltado como perros rabiosos vociferando hasta la histeria, llenos de cólera, por la realización de una grandiosa marcha fúnebre con los 7 ataúdes por las calles y una ceremonia de entierro digno a los héroes del proletariado.

¡Terrorismo!, vuelven a gritar.

El Director de la Dincote, policía fascista, reaparece ante cámaras exigiendo castigo y llamando ofensa a tan hermosa acción rindiendo honor y gloria a los mejores hijos del pueblo.

Y a final de cuentas, qué es lo que quieren castigar, qué es lo que tanto les lastima. Por supuesto no es el entierro, ni la marcha, ni el mausoleo en sí. Todo está dentro de las costumbres de los pueblos del mundo, el de México rinde gran culto a su muertos; el peruano también.

Lo que pasa es que lo mismo hoy que 30 años atrás, quieren doblegar a los revolucionarios y castigar la osadía de hacer la guerra popular del Perú, faro y guía de la revolución proletaria mundial.

Castigar el heroísmo y hoy la memoria de los héroes que sin armas resistieron su embestida criminal y cobarde realizada aquel infausto día y noche con cañonazos y metralla por cielo, mar y tierra, mientras ellos caían cantando sus himnos, agitando banderas rojas con la hoz y el martillo y lanzando vivas, al Partido Comunista y a su jefe y guía, el querido y respetado Presidente Gonzalo.

Tan grandioso ejemplo mereció, con justicia, que el 19 de junio fuese declarado Día de la Heroicidad y a su recuerdo como “Héroes de hoy, pregoneros del mañana”.

Respetados y queridos familiares:

Compartimos su dolor, pero también su orgullo, por hijos tan ejemplares. Los saludamos afectuosamente desde estas tierras hermanadas con las suyas por el sufrimiento y el coraje e inagotable determinación de luchar.

El gobierno mexicano, reconoce en nuestro país a 27 mil desaparecidos; no así a los más de 200 mil asesinados, cientos de miles de desplazados, una gran cantidad de heridos, extorsionados, secuestrados. En México la guerra contra el pueblo la impuso Estados Unidos pretextando guerra al narcotráfico y la costea con dólares de la Iniciativa Mérida.

Guerras injustas y de profundo odio de clase que siguen, acá y allá, diferentes en las formas, similares en los resultados.

Queremos decirles que apoyamos sus demandas y consignas, los acompañaremos en su campaña. La memoria histórica sólo los pueblos pueden recuperarla.

¡Por el derecho a enterrar nuestros muertos!

¡Respeto al Mausoleo de nuestros Héroes!

¡Justicia que tarda no es justicia!

¡En México, exigimos aparición de los 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa, nos faltan 43!

¡Solución política, Amnistía General, y Reconciliación Nacional en Perú!

¡Cesen militarización y represión, odio y venganza contra las prisioneras y prisioneros políticos, contra nuestros compañeros peruanos!

¡Cierre del Penal Militar de la Base Naval del Callao!


¡Proletarios de todos los países, Uníos!
PARTIDO COMUNISTA DE MÉXICO 

marxista-leninista-maoísta.

30 de Septiembre 2016.



sábado, 1 de octubre de 2016

El Presidente Mao va a Anyuan, 1968.

EN EL 67° ANIVERSARIO DE LA REVOLUCIÓN CHINA Y EL 50° ANIVERSARIO DE LA GRAN REVOLUCIÓN CULTURAL PROLETARIA

LA GRAN REVOLUCIÓN CULTURAL PROLETARIA QUE ESTREMECIÓ LA TIERRA



Empuñando “Memorias desde némesis” como arma de combate en defensa del marxismo-leninismo-maoísmo, nos reafirmamos en la trascendencia histórica de la Gran Revolución Cultural Proletaria, la más alta cumbre de la revolución proletaria mundial.

El Presidente Gonzalo, desde los años 60 del siglo pasado, asumió que el maoísmo era un desarrollo completo de la ideología del proletariado y defendió firmemente la GRCP concibiéndola como continuación de la revolución bajo la dictadura del proletariado. Rechazamos resueltamente la infamia del revisionismo actual, revisionismo de la ofensiva general contrarrevolucionaria, que imputa que “Abimael Guzmán reduce la GRCP a matar…” y salimos en defensa de nuestra Jefatura y del pensamiento gonzalo, cuyas posiciones proletarias se difunden a los pueblos del mundo en su magistral obra “Memorias desde Némesis”. 

(...)

En este 50 Aniversario de la Gran Revolución Cultural Proletaria nos reafirmamos en nuestra inmarcesible ideología el marxismo-leninismo-maoísmo, en su aplicación creadora el pensamiento gonzalo, en nuestra Jefatura el Presidente Gonzalo y sus grandes enseñanzas.


¡VIVA EL PRESIDENTE GONZALO, 
JEFATURA DEL PARTIDO Y LA REVOLUCIÓN!

¡EMPUÑAR ‘MEMORIAS DESDE NÉMESIS’ 
COMO ARMA DE COMBATE!

¡LA GRAN REVOLUCIÓN CULTURAL PROLETARIA RESPLANDECERÁ POR SIEMPRE!

¡GLORIA AL MARXISMO-LENINISMO-MAOÍSMO!


Perú, 1 de octubre del 2016





domingo, 25 de septiembre de 2016

¡Proletarios de todos los países, uníos!


AL PUEBLO Y EL PROLETARIADO 
DEL PERÚ Y EL MUNDO

I. Con profundo espíritu comunista reafirmamos nuestra solidaridad con el justo y solemne homenaje que los familiares, amigos y el pueblo rindieron a los 250 revolucionarios que hace 30 años  fueron asesinados en un solo día y dentro de las cárceles de El Frontón, Lurigancho y el Callao, por Alan García Pérez, Presidente del Perú de la época, y su Consejo de Ministros, al disponer su exterminio y desaparición, perpetrando el más infame genocidio de la historia peruana el 19 de junio de 1986.

II. Denunciamos que desde entonces a hoy, han transcurrido 30 años y ese genocidio ha quedado en la total impunidad, pues su verdadero responsable fue exculpado por la justicia peruana y la paraestatal CVR, otro instrumento represor.

III. En el pueblo peruano también existe el respeto a los muertos y a la justa y digna sepultura de acuerdo a sus propias costumbres; sin embargo, el Estado tiene sus huesos escondidos durante 30 años en cajas, en los sótanos fiscales sin identificarlos; tampoco fueron entregados a sus familiares (solo 22), de los cuales los últimos siete: revolucionarios inocentes de actos delictivos.

IV. Rechazamos la utilización de este sencillo y conmovedor homenaje por las facciones más reaccionarias de la gran burguesía pro oligarquía financiera imperialista que pretende tildar de delito este acto de entierro. Pasados los 30 años de su exterminio ¿quieren desperdigarlos como hicieron a ocultas ayer los apristas con Luis A. Sánchez, quien engañó a sus familiares y nunca les entregó sus cuerpos?
Eso es no actuar dentro de un estado de derecho.
Eso es usar el tema del terrorismo para tapar la participación de la DIRCOTE en el escuadrón de la muerte.
Eso es ir contra la democracia, de la cual el señor Presidente de la República actual se ha preciado y aquí olvida. 

¡Basta ya de actuar como los fascistas o los hijos de Bush!

¡Aprendan de la paz en Colombia con las FARC!

¡No a la persecución a los familiares de los asesinados en el genocidio aprista!

¡Los muertos son objeto de derecho y merecen todo nuestro respeto!

¡Apoyo solidario al entierro y solemne homenaje realizado!


Comité Central 
Partido Comunista del Perú
25 de setiembre de 2016





Proletarians of all countries unite!


TO THE PEOPLE AND THE PROLETARIAT 
OF PERU AND THE WORLD


I. With deep communist spirit, we reaffirm our solidarity with the just and solemn tribute that relatives, friends and the people paid to the 250 revolutionaries who 30 years ago were killed in a single day and inside the prisons of El Fronton, Lurigancho and Callao by Alan Garcia Perez, President of Peru at that time, and his Council of Ministers, who ordered their extermination and disappearance, perpetrating the most infamous genocide of the Peruvian history on 19 June 1986.

II. We denounce that since then to today, thirty years have passed and that that genocide has remained in total impunity because its true responsible was exonerated by the Peruvian justice system and the parastatal Truth and Reconciliation Commission, (Comision de la verdad y reconciliacion, CVR) another repressive instrument.

III. The Peruvian people respect their dead and respect their just and dignified burial according to their own customs; however, the State has kept their bone remains hidden for 30 years in cardboard boxes in the basement of the prosecutors’ headquarters without being identified; nor were delivered to their family (only 22), of which the last seven were revolutionaries innocent of criminal acts.

IV. We reject the use of this simple and moving tribute by the most reactionary factions of the big bourgeoisie imperialist pro financial oligarchy that pretends to label this burial act as a crime. After 30 years of their extermination. Do they want to scatter them as the apristas did with Luis A Sanchez secretly yesterday who deceived their relatives and never delivered to them their bodies? That is not acting within a state of law.
That is to use the issue of terrorism to cover up the participation of the DIRCOTE (Counterterrorist Division) in the death squad.
This is to go against democracy, which the current President of the Republic has boasted about and has forgotten here.


Enough of acting like fascists or the children of Bush!

Learn from the peace in Colombia with the FARC!

Not to the prosecution of the relatives of the murdered victims of the Apra genocide!

The dead are object of law and deserve all our respect!

Support and solidarity to the funeral and solemn tribute already made!


Central Committee
Communist Party of Peru
September 25th, 2016








Prolétaires de tous les pays, unissez-vous!



AU PEUPLE ET AU PROLETARIAT 

DU PÉROU ET LE MONDE

I. Avec l’esprit communiste profonde nous réaffirmons notre solidarité avec l’hommage juste et solennel rendus par les familles, amis et le peuple aux 250 révolutionnaires qui, il y a 30 ans ont été tués en une seule journée et dans les prisons d’El Fronton, Lurigancho et Callao, par Alan Garcia Perez, Président du Pérou à l’époque, et son Conseil des Ministres, disposant leur extermination et la disparition, perpétrant le plus infâme génocide de l’histoire du Pérou, le 19 Juin 1986.

II. Nous dénonçons que jusqu’à présent, 30 ans ont passé et que le génocide est resté en toute impunité, parce que son vrai coupable a été acquitté par la justice péruvienne et parapublique CVR, un autre répresseur instrument.


III. Dans le peuple péruvien, il est également le respect des morts et à l’inhumation digne et équitable, selon leurs propres coutumes; cependant, l’Etat a caché les ossements pendant 30 ans dans des boîtes aux sous-sols du Parquet sans les identifier; Non plus ils ont été rendus à leurs familles (seulement 22), dont les sept derniers: les révolutionnaires innocents d’actes criminels.


IV. Nous rejetons l’usage de cet hommage simple et émouvante par les factions les plus réactionnaires de la grande bourgeoisie pro oligarchie financière impérialiste qui cherche signaler un crime cet acte de sépulture. Après 30 ans de leur extermination, veulent-ils les éparpiller cachés comme il a fait hier l’APRA avec Luis A. Sanchez, qui a trompé les familles et ne leur a donné leur corps?
Cela ne veut pas dire agir dans un état de droit.
Cela est l’utilisation de la question du terrorisme pour couvrir la participation de la DIRCOTE dans l’escadron de la mort.
C’est d’aller contre la démocratie, que l’actuel Président de la République a apprécié et ici oublie.

Assez d’agir comme fascistes ou les enfants de Bush!

Apprendre la paix en Colombie avec les FARC!

Non à la persécution des proches des personnes tuées dans le génocide apriste!

Les morts sont l’objet de la loi et méritent notre respect!

Soutien solidaire à l’enterrement et rendu hommage solennel!

25 septembre 2016 


Comité Central

Parti Communiste du Pérou


viernes, 22 de julio de 2016

    Ante la coyuntura de un próximo 28 de julio que muestra por un lado, un gobierno de derecha saliente, que prosiguió con el capitalismo neoliberal, dejando el país en un decrecimiento económico que golpea al proletariado y al pueblo dura y principalmente; y, por otro lado, un nuevo Ejecutivo de ultraderecha tecnocrática neoliberal y un Legislativo también de ultraderecha neoliberal pero populista, cuyas tenues diferencias en la forma de aplicación capitalista proyecta una colusión y pugna en beneficio de los intereses de la gran burguesía pro imperialista y sus diferentes facciones.

    El Partido Comunista del Perú plantea:

    Primero: Que aplicará combatir como blanco principal a los propugnadores del camino capitalista neoliberal pro imperialista: la ultraderecha en el Ejecutivo y el Legislativo, desenmascarando su colusión y pugna contra la clase y el pueblo y respondiendo junto a estos cualquier ofensiva reaccionaria.

    Segundo: Que deslinda con el programa y los objetivos del Frente Amplio por representar los intereses de una burguesía que quiere mantener el sistema de explotación capitalista, aunque sin neoliberalismo pero con mayor participación estatal y que ocupa el lugar de una derecha liberal inexistente en el Perú calzando la calificación de izquierda burguesa, que pretende hoy actuar con dirección burguesa en la lucha popular y servir de contención al desarrollo del camino del pueblo, en estricta conveniencia del sistema capitalista explotador.

    Tercero: Que se mantendrá sirviendo a desarrollar el camino del pueblo en función de las jornadas por venir, en la lucha política sin armas enarbolando los intereses de la clase y el pueblo contra la redoblada explotación capitalista expresada en: mayor desocupación, más honda subocupación y pérdida total de sus derechos laborales como salario, jornada y condiciones de trabajo; en una gran informalidad solo beneficiosa a la gran burguesía capitalista y el imperialismo; en un aumento de las ganancias de la oligarquía financiera a través de sus empresas multinacionales o financieras en la gran minería, el gas, el petróleo, la agroexportación o la apropiación de gigantescas extensiones de tierra; en una esquilmación de nuestros recursos naturales que recorta los derechos de las comunidades nativas y socava la defensa nacional; y en una mayor conculcación de los beneficios, conquistas, derechos y libertades democráticas como lo visto en las últimas elecciones generales.

    Cuarto: Muy especialmente el Partido Comunista del Perú se pronuncia en defensa del Presidente Gonzalo, sus derechos y su libertad. En setiembre del 2017 tendrá 25 años en una prisión militar de la Base Naval del Callao altamente restrictiva y que le niega todos sus derechos al mantenerlo en aislamiento e incomunicación perpetuos, centro penal militar que, tal como señala la camarada Míriam en un Habeas Corpus de marzo del 2016, es un centro de tortura contra el Presidente Gonzalo de 82 años de edad. La reacción peruana y sus sirvientes no ven la realidad, tienen los ojos nublados de odio y venganza, fungen de demócratas pero quieren mantener a una persona de 82 años en aislamiento e incomunicación perpetuos sin que juez o sentencia lo haya mandado.

    El Penal Militar de la Base Naval del Callao debe cerrar. La persecución política que armó Ollanta Humala con sus asesores Wilfredo Pedraza, Juan Jiménez Mayor, y compañía no debe continuar. El impedimento de la libertad de quienes ya cumplieron sus penas debe terminar. Los marxista-leninista-maoístas, pensamiento gonzalo tenemos derecho a participar en la lucha política del país. La conservadora gran burguesía peruana debería aprender de Colombia hoy.

    Quinto: Persistiendo en Solución Política, Amnistía General y Reconciliación Nacional, exigimos:


¡25 AÑOS DESPUÉS, LIBERTAD A TODOS LOS PRESOS POLÍTICOS DEL PERÚ!

¡EL PRESIDENTE GONZALO CON 24 AÑOS EN PRISIÓN MILITAR DE AISLAMIENTO E INCOMUNICACIÓN Y 82 AÑOS DE EDAD MERECE RESPETO A SUS DERECHOS Y LIBERTAD!


Julio 2016

Comité Central                                                                                     Partido Comunista del Perú